Los parásitos son malos hasta que dejan de serlo

— Papá, ¿por qué son tan malos los mosquitos?

— Ellos piensan que son buenos.

— Pues las garrapatas sí que son malas.

— Son parásitos, en el fondo solo quieren comer.

Aquellos que tenemos niños seguro que hemos tenido alguna vez conversaciones similares a esta. Y la verdad es que cuesta que los niños entiendan que los seres vivos no son ni buenos ni malos. Es más, el término parásito no deja de ser nuestro punto de vista…

Pero este cambio de punto de vista puede ser mucho más radical si prestamos atención al último estudio publicado sobre nematodos parásitos de unos escarabajos que se alimentan de madera muerta.

¿Un parásito que no hace daño es un parásito?

El ecólogo de la Universidad de Georgia Andy Davis lleva tiempo estudiando a los escarabajos de la especie Odontotaenius disjunctus en los bosques del este de Norteamérica. Y calcula que entre el 70 y el 90% de estos escarabajos están parasitados por el gusano nematodo Chondronema passali.

Chondronema passali

Ejemplar de escarabajo Odontotaenius disjunctus altamente parasitado por Chondronema passali (Imagen: David Vasquez).

Allá por 2013 estudiaron a fondo a los escarabajos y se percataron de que los parasitados eran más grandes que los sanos. Sus resultados no parecían tener sentido. No solo indicaban que no eran malos si no que ¿¡los parásitos eran buenos!?

Siguieron con sus investigaciones y un par de años después demostraron unos efectos sobre los escarabajos que confirmaban que los gusanos eran realmente parásitos: cuando peleaban entre ellos, los escarabajos con parásitos tenían más probabilidades de perder y sus heridas se curaban peor. De todos modos, había algo que no acababa de cuadrar ya que los escarabajos con más parásitos tenían más probabilidades de ganar a los que tenían pocos gusanos. Lo lógico hubiera sido lo contrario, con menos parásitos deberían ganar más veces. Los estudios científicos tenían que seguir.

Los resultados que acaban de publicar reafirman que estos parásitos tienen una parte buena inesperada. Los escarabajos con parásitos, además de ser más grandes, comen más. Y el principal beneficiado es el ecosistema.

Todo está conectado

Como recalca Davis, «todo está conectado» y el que los escarabajos con nematodos coman más hace que el reciclado de la madera muerta sea más rápido. Todo el ecosistema se beneficia entonces de la existencia de estos parásitos. ¿Deberíamos seguir llamándolos parásitos?

Cantidad de madera que este ejemplar de Odontotaenius disjunctus pudo procesar en un periodo de tres meses. Antes del experimento, ese montoncito de serrín ¡era un tronco de madera! (Foto: Andy Davis).

Referencias: